Guía urgente del padre primerizo

con 1 comentario

En esta sección solemos entrevistar a mujeres embarazadas, porque ellas desempeñan un papel protagonista. Pero Rafa Esteve nos demuestra en su libro que un padre primerizo también vive la maternidad en sus carnes.

AF_11083_Portada guía urgente padre primerizo-propuesta_correc

Normalmente traemos a este espacio a blogueras embarazadas. Esta vez hacemos una doble excepción: es un bloguero y no está embarazada.

Rafa Esteve fue padre primerizo hace 11 años y aún le duelen las cicatrices. Emprendedor, profesional de las redes sociales y abnegado escritor, Rafa es autor del blog Memorias de un padre primerizo y del libro homónimo. Y aunque su familia ha crecido, despojándole oficialmente del título de “primerizo”, Rafa acaba de publicar su Guía urgente del padre primerizo (Ed. Larousse). Un texto sincero, crudo (exagerado, por qué no decirlo) y muy divertido y ameno. Por cierto, las ilustraciones son suyas.

Vamos a preguntarle unas cosillas, a ver qué nos responde.

EL PARTO
Nada más empezar el libro, en la primera página, nos encontramos con esta impactante frase: La enfermera te ha entregado a tu bebé, a cambio de tu libertad. ¿Te das cuenta de que te cargas de un plumazo el mito erótico de la enfermera?

– ¿Mito erótico tras casi 12 horas de parto? jajaja! Creo que el parto de mi hija fue uno de los únicos momentos de mi vida en los que no estaba pensando en mitos ni en erotismo, la realidad superaba a la ficción de manera desmesurada.

Pero antes de coger en brazos a tu niña tuviste que pasar por el trance de dar a luz, ¿crees que el papel de la mujer en el parto está sobrevalorado?

– La verdad es que he de reconocer que yo no pasé por el trance de dar a luz en absoluto, desde mi punto de vista no fui más que un mero espectador, un pelele que no hizo más que molestar a todo el mundo, un auténtico estorbo… La protagonista absoluta de aquel impresionante momento fue sin duda mi pareja, que supo manejar la situación con auténtica maestría .

En una foto posterior al parto se te ve exhausto, mientras que la mamá está como una rosa. Ella recuerda a Kate Middleton y tu Camila Parker, ¿no te ofrecieron la epidural?

– No, y de hecho, creo a mi pareja le ofrecieron algún otro tipo de droga y a mí no me quisieron invitar, ¡jajaja! Parecía como si el que acabara de parir fuera yo.

¿Te hubieras cambiado por ella para sufrir menos?

– ¡Ni de coña!

Un amigo me confesó que, al principio, más que cariño, los padres primerizos sentimos responsabilidad, y que el cariño se coge con el tiempo. Así lo experimentó el que suscribe. Tú, en cambio, hablas de amor a primera vista, ¿quién es el raro, tú o nosotros?

– Vosotros, por supuesto. ¡jajaja! En mi caso fue un “amor sin condiciones”. Aunque suene cursi, nada más verla caí locamente enamorado y, pese a la ingratitud que mostraba hacia su progenitor, llegué a la conclusión de que efectivamente, existe el amor a primera vista. ¡Raros, más que raros!

padre_primerizo_transfusion_energetica

EL EMBARAZO
Subvirtiendo el orden natural de las cosas, hablemos ahora del embarazo. Cuentas en el libro de forma muy elocuente que, tras la decisión de tener un hijo, tu mujer y tú reaccionasteis de manera muy distinta…

– Para mí fue como haber decidido a qué lugar marcharnos ese verano de vacaciones, así que al terminar me puse a ver tranquilamente la tele, pero ella sin embargo, me besó con pasión, me miró fijamente con lágrimas en los ojos y llamó ilusionada a su madre para contárselo.

El que llamas Sistema Copulator, que te convertía en una especie de semental orientado a la fecundación, fracasó por completo, ¿pudo contigo la presión?

– Efectivamente, por lo visto, la naturaleza es mucho más sabia que todo esto y esperó al momento en que estuviésemos los dos totalmente convencidos y preparados para dar el gran paso. El sistema copulator fue un fracaso absoluto.

En general, ¿qué tal llevaste el embarazo?, ¿cogiste kilos?, ¿tuviste vómitos, antojos?

– Me puse un poco más gordete, pero eso fue todo. Después de nueve meses de embarazo seguía siendo el mismo frikie, como si nada hubiese cambiado en mi vida.

EL BEBÉ LLEGA A CASA
Hay padres que simplemente tienen hijos. Pero para Rafa la paternidad está siendo una experiencia de una intensidad sólo comparable a la de quien se infiltra en un primitivo poblado indígena para estudiar sus costumbres.

Cito textualmente: celos, cansancio, inseguridades, miedo, emoción […], ¿tú tuviste un hijo, o te mudaste a Hollywood con una estrella del porno?

– Ojalá hubiera sido lo segundo ¡jajaja! pero nuestra primera hija nos cogió muy primerizos a los dos y quizás es cierto que sufrimos más de lo necesario. Con el segundo todo fue mucho más fácil.

Cuentas que una vez preparaste un biberón: Esa noche tuve pesadillas. Soñé que me encontraba encerrado en el interior de un biberón gigante lleno de leche caliente […] ¿qué opina tu psiquiatra?

– Dice que según Freud es todo culpa de mi madre y un déficit de relación con el pecho materno.

Observar detenidamente la indiferencia con la que el bebé ignora la imagen paterna puede llevar a pensar que aquel carece de sentimientos. ¿Qué marca de toallitas usabas?, ¿es posible que inhalaras gases tóxicos accidentalmente?

– De hecho, el olor a toallitas se quedó de manera perenne en mis manos y tenía que limpiármelas a posteriori con alcohol para librarme de aquel característico olor a culo “cagao”.

En tu libro viene la mejor y más variada categorización de tipos de cacas de bebé que me he encontrado jamás. ¿Qué te llevó a desarrollarla?, ¿has pensado publicarla en alguna revista científica?

– No creo que mi estudio fuera para tanto, aunque sí que daría para grabar un par de documentales.

Háblanos del efecto fuentecilla.

– ¿No os ha sucedido nunca? El efecto fuentecilla es el fenómeno que hace que en mitad del cambio de pañal descubras por ti mismo qué sabor tiene la orina.

En todo el libro está latente la figura de la madre, tu mujer, como un ente al que no puedes defraudar, ¿guardáis los pantalones en el mismo armario, o para los tuyos no hay percha?

– ¿Armario? ¿Que tú tienes armario? ¡Pero si yo guardo mi ropa en unas bolsas en medio del pasillo!

Un día no muy lejano tu hija te presentará a un adolescente lleno de granos, incipiente bigotillo y scooter de 50cc, ¿cómo andas de la tensión arterial?

– Leí una vez una frase en una camiseta que me gustó: “Todo lo que le hagas a mi hija te lo haré luego yo a ti”. ¿Responde esto a la pregunta?

biberones_esterilizacion_padre_primerizo

EPÍLOGO
Hace 11 años que nació tu primera hija y 7 desde que nació el niño, ¿hasta cuándo piensas seguir siendo padre primerizo?

– Hablando en serio, creo que siempre se es primerizo de algo en la vida y siendo padre muchísimo más… ¡Pues no nos queda!

Un reto: ¿sabrías deletrear correctamente y sin tachones la palabra puerperio?

– purp- puep- pruer- pre… No, la verdad es que soy incapaz 🙁

¿Qué te sugiere este body de Noñoño (esa maravillosa marca, por otra parte)?

cagando-leches
– Es una frase genial, la primera vez la escuché las navidades pasadas en boca de mi amiga Ana y es la reflexión con la que termina uno de los capítulos del libro. ¡Una verdad como un templo!

En el libro hablas sin pudor de enormes botes de leches en polvo, recomiendas abiertamente los potitos, que el bebé no duerma en vuestra cama, ¿sabes dónde te metes…?

– Sí, de hecho he abierto una página en mi blog para atender a todo tipo de reclamaciones y sugerencias ¡jajaja! No, no tenía ni idea de dónde me metía.

Y para terminar. Te doy la oportunidad para dedicarle unas palabras a tu suegra. Utilízalo como texto expiatorio o como reafirmación del papel que le atribuyes en el libro.

– Suegra: Sin ti no soy nada. 😀

Y con este triste intento por parte de Rafa de corregir en un humilde blog lo que ha publicado con la Editorial Larousse, terminamos la entrevista y os recomendamos abiertemante el libro, tanto para leerlo vosotros si estáis en la tesitura, como para regalárselo a ese padre primerizo al que ves tan desorientado.

¡Mucha suerte Rafa!

Comentarios

Un comentario

  1. […] sobre este tema en el blog de Noñoño, Rafa Esteve contesta: “he abierto una página en mi blog para atender a todo tipo de […]

Dejar un comentario